Entrevista con el Campeón de España de HeroClix

Entrevistamos a Omar «Aguililla» Andújar, campeón de España y Francia de HeroClix en 2018, que además asistió al campeonato del mundo.

 

¡Hola, Omar!

P: Antes de nada, enhorabuena por ganar no uno, sino dos nacionales de HeroClix en el mismo año, España y Francia, además de numerosos regionales durante los últimos años. Ahora hablaremos sobre ambos eventos, pero primero cuéntanos un poco sobre ti. ¿Cuánto tiempo llevas jugando a HeroClix? ¿Cómo empezaste?

R: ¡Muchas gracias! La mayoría ya me conocéis, llevo jugando y compitiendo desde hace 15 años; la colección Unleashed acababa de llegar a las tiendas y todo el mundo flipaba con los primeros Kingdom Come. Creo que debo de ser de los más veteranos del lugar, o al menos de los más constantes.
Todo empezó por dos antiguos jugadores y organizadores, Gatchan y Masacre, que en mi primer año de Colegio Mayor (nos sobraba el tiempo, para que engañarnos) me enseñaron a jugar, y poquito tardé en comprar mi primer booster, de Xplosion, que tenía unos apoyos brutales.
Al poco, empecé a intercambiar figuras en el primigenio foro de Amalgam y acudir a mis primeros torneos. Fue la época gloriosa del juego, con mínimo tres torneos semanales de 20-25 personas, coincidiendo con una gran hornada de jugadores, con los Amos del Ban (o Banderbolts) a la cabeza.

P: Siendo un jugador veterano, ¿qué opinas del META actual de HeroClix respecto al de tiempos pasados? ¿Cuál ha sido tu época favorita del juego y por qué?

R: Veníamos de unos años de meta terriblemente absurdo, tocamos fondo en aquella final Laso – Aguililla, donde entre los 2, pasamos 7/8 rondas de desempate a dados antes de jugar la final. Así que aunque la sensación sea positiva por tendencia, no nos engañemos, sigue siendo un juego muy caro a nivel competitivo, y eso es un lastre a la hora de resurgir.

Sí, ahora hay mucha variedad de equipos (Gotham, variaciones de Cosmic con Uni-Mind/Starro/Starfox/Lockjaw/Groot, Shredders, X-men…), y se ven partidas chulas y reñidas, ya no existe lo de quedarte atrás amarrando. Pero cogiendo por ejemplo el equipo que uso actualmente, no creo que lo puedas comprar en segunda mano por menos de 700€-800€. Y eso es una pena cuando antes te podías hacer un equipo durísimo por apenas 60€-80€.

Creo que hablo en nombre de muchos jugadores cuando digo que mi época favorita de meta fue antes de la llegada de, en este orden: recursos, entidades y poderes blancos para cualquier mindundi. Figuras y NADA MÁS, que si mal no recuerdo, el último torneo gordo de ese tipo, fue un Nacional/Open de Madrid que ganó el combo Osiris-Isis, y estamos hablando de hace… siete años.

Omar posa con parte de los premios del nacional francés.

P: Como decíamos, has ganado dos nacionales en un año, algo nunca visto en este juego. ¿Cuál crees que ha sido la clave de tu éxito?

 

R: Abusar de la repetición de una misma figura, como ha quedado demostrado a lo largo de la historia. Usar un recurso, y evidentemente invertir en lo más bestia que hay hoy en día a nivel competitivo: la mecánica de las invocaciones.
Personalmente, creo que cuantas más partidas juegas, menos nervioso te pones, y tener buena memoria para aprenderse diales también fue un punto a favor, para así tener bien claro dónde invertir los diversos perplex de mi equipo.

P: España o Francia, ¿dónde hay más nivel HeroClixero?

R: La impresión que me dio es que los franceses tienen más nivel, pero principalmente porque se gastan más dinero. Vi equipos mucho más caros que aquí (sin ir más lejos un señor con 12-15 colosales sobre la mesa, que a punto estuvo de ganarme), y eso mal que nos pese, hoy en día, es sinónimo de que vas a sufrir más para ganar. Si hablamos de jugadores, es complicado, allí me pusieron en más apuros y aquí los jugadores que más temía se fueron eliminando entre ellos, bien por el otro lado del cuadro, o bien no llegando a pasar el corte.

P: Háblanos del mundial. ¿Por qué te animaste a viajar a Filadelfia para jugar el Campeonato del Mundo? ¿Qué nos puedes contar de la experiencia?

R: Principalmente, por tres motivos. Saqué un buen pico vendiendo los premios del “doblete”, tenía plaza directa, y Filadelfia está cerca de Nueva York, ciudad que tenía muchas ganas de conocer. Por logística, tenía días de vacaciones y los vuelos en esas fechas estaban baratos.

El viaje en sí, una pasada; el Mundial una decepción máxima. A los que se quejaban de organización aquí… no hay nada como salir fuera para ser consciente de la realidad y apreciar lo que tenemos en casa año tras año.

Y es una pena, porque el escenario, la Feria del Juego PAX, era brutal, aunque tenías que pagar la entrada. Como datos objetivos, solo diré que llegando a la hora citada, 9 de la mañana, la primera ronda no empezó hasta las 11. Premios únicamente para los 32 primeros. Media hora para comer, en un sitio con dos mil personas más. Espacio muy justo en las mesas, sobre todo ahora con tanto banquillo.

Cosas buenas poquitas, buen número de árbitros siempre atentos, la ubicación y tamaño del centro de convenciones, y la representación de hasta ocho países diferentes.

Minucias para lo que estaba por venir, el tema realmente polémico, y lo que me impidió disfrutar del torneo. 116 jugadores, OK. ¿Cinco rondas de suizo y top 32? ¿4 y top 32? ¿5 y top 16? No. Cuatro rondas de suizo y únicamente top 16. Abucheo general, jugadores pidiendo explicaciones, y ni una sola argumentación o disculpa. Porque además lo anunciaron esa misma mañana. La verdad, te sientes un poco estafado. Da igual si vas a jugar a la tienda de la esquina o al fin del mundo, cuando vas a un torneo siempre lo que gusta es jugar cuantas más partidas mejor.

Y porque todos conocemos lo que ocurre con esa querida figura llamada Uni-mind, que te permite sobre puntuar en un margen de 100 a 775 puntos; con una media de 300-400 puntos, dado que nadie juega ni a Kronos, ni al Starfox malo (el raro) o a Ajak. Y en menor medida, un jugador poco versado, dejando sobre el mapa figuras invocadas, también te permite ampliar tu margen.

Por lo tanto, dependías de jugar perfecto y aun así no tener una partida de tiradas malas, para hacer 4 victorias, o estabas condenado a la suerte de emparejarte (y tener que derrotar) algún Uni, o hacer 3 victorias absolutas y una derrota con más de 100 puntos. El datazo es que el corte estuvo en 1008 puntos.

Si bien es cierto que la derrota fue por mi culpa, sin excusa alguna, todos estábamos en un limbo peligroso donde cada punto era oro, y cada punto no cedido era plata. No se dio, como podía haber quedado trigesimoquinto (el último 3V-1D y encima sin pillar premio) u octavo.

Con un corte justo (top 32) no sé qué hubiera pasado, ni me importa mucho la verdad. Lo cierto es que no vi ningún equipo que me ganase “automáticamente”.

Con respecto a la irrupción de las nueva colecciones, se vieron algunos equipos originales en la fase final (como los Superfriends o algún Odín con Alex Wilder), y gente que movía su equipo a un nivel serio. El equipo campeón era uno de ellos, y ya avisé desde octavos que iba a ganar el torneo. Aquí se pueden ver todos los equipos del Top 16, y en este enlace hay una entrevista al campeón.

P: Entrando puramente en el juego en sí, ¿cuál fue tu equipo?

R: No me quise arriesgar y llevé lo que mejor dominaba, repetí por cuarta vez (la tercera fue para ganar el Regional Valenciano) mi equipo de X-men, aunque le añadí un par de mejoras técnicas. Incluí al Professor X raro como invocación, por si no tenía colosales delante, y completé banquillo con las chases de Firestorm y Hawkman. Sheriff Strange es difícil de encajar en los equipos, así que su única debilidad al margen de mis jugadas, seguía siendo Starro, que no activa la venganza de los Lobeznos.

Una vez in situ, como comentaba antes, no vi ningún equipo al que no hubiera podido ganar (por construcción); y como es lógico, me quedé con muchas ganas de jugar contra el famoso equipo Gotham, y contra las ballenas del campeón, por supuesto.

P: ¿Podrías hacernos un breve resumen de tus partidas?

R: ¡Claro! La primera fue sencilla porque sabía que a la larga entrarían las tiradas. Un Black Panther a 250 con un Darwin, terreno especial, simbionte e ID de Cyclops. Duro de bajar a priori, pero el rival era novato y en el segundo turno ya puse a T’challa en el primer STOP. Victoria con 300 puntos.

En la segunda, me noté flojo porque nunca había jugado contra un equipo parecido al mío, aunque mi rival usaba el Black Bird a 55 puntos, y su jugada era lanzar el tanque de Hank Pym para acercar mis figuras a los Lobeznos rivales. Jugué sin errores y tuve un pelín más de suerte que mi rival. Victoria con 366 puntos por sobrepuntuar al tanque grande y una figura invocada.

La cosa pintaba bien, aunque seguía preocupado por no cruzarme con un Uni y hacer un buen puñado de puntos.

Tercera contra un equipo contra el que tampoco había podido practicar antes, Peace Machine y Groot apoyando a un Overdrive con los Shredders Claw y Mini, más ID cards. Jugué fatal, desde la elección del mapa al posicionamiento en mi primer turno. La partida pintaba mal, pero encima los dados me castigaron y sólo pude rascar 45 míseros puntos.

Llegué a la cuarta ronda sabiendo que tenía que arrasar… Pero me tocó enfrentarme a un equipo difícil de bajar en tiempo: Lockjaw, Starfox + Mjolnir, Groot, Flora Colossus x2 y Unseen. Muchos súper sentidos, mente maestra para el perro con sus tokens, y para colmo se curó con ambos Flora en el primer turno. Jugué sin errores también, pero no me dio tiempo a matar nada más que 113 puntos, ya que era un rival con tablas y fácil no me lo puso.

3 Victorias, 1 Derrota, 800 y pico puntos, puesto 24; decepción absoluta sin haber jugado para nada mal. Todas las ID cards de Convención de este año como botín.

P: ¿Qué consejo les darías a los nuevos jugadores de HeroClix?

R: Es un juegazo. El nivel estratégico y de construcción que ofrece es brutal. Sé que al principio puede resultar abrumador con tanto poder blanco y elementos fuera de la mesa, así que mi consejo sería empezar por unos sellados, ir aprendiendo los poderes poco a poco y no agobiarse por las primeras derrotas.

Muchos jugadores veteranos seguro que están dispuestos a regalaros algunas figuras de Modern Age, para empezar una pequeña colección. Además, el 9 de febrero habrá partidas de demostración en Madrid, además de un torneo gratuito, que es una gran forma de empezar.

P: ¿Hay algo que quieras añadir para terminar?

R: Un deseo: que el juego remonte, aunque esté complicado por la entrada de gente nueva. Que valoremos lo que tenemos por aquí, que no es poco. Que Heroclix Spain se anime con el Nacional 2019, y que Wizkids desaparezca y le venda todo a una empresa seria. ¡Un saludo a todos y espero veros a muchos de vosotros en el próximo Regional de Madrid, el 9 de marzo!


1 comentario

JauriJauriJauri · 25 febrero, 2019 a las 12:38 pm

Genial entrevista, gracias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *